lunes, 15 de noviembre de 2010

EL ORDINARIO DE LA MISA - Cuando pararse, sentarse o arrodillarse en Misa


Creo que dado la longitud del mismo es mejor acudir a las fuentes que cito a continuación: pues dos de ellas nos indican con exactitud cuando debo estar de pie o arrodillarme, etc. según el PROTOCOLO DE LA SANTA MISA. Pero a continuación cito parte de la tercera fuente:

"Posturas corporales
20. La postura uniforme, seguida por todos los que toman parte en la celebración, es un signo de comunidad y unidad de la asamblea, ya que expresa y fomenta al mismo tiempo la unanimidad de todos los participantes.
21. Para conseguir esta uniformidad en posturas corporales, obedezcan los fieles a las moniciones que el diácono o el sacerdote u otro ministro haga durante la celebración. Aparte de eso, en todas las Misas, a no ser que se diga lo contrario, queden de pie: desde el principio del Canto de entrada, mientras el sacerdote se acerca al altar, hasta el final de la colecta; al canto del Aleluya que precede al Evangelio; durante la profesión de fe y la oración de los fieles; y desde que empieza la oración sobre las ofrendas hasta el fin de la Misa, excepto en los momentos que luego se enumeran. En cambio, estarán sentados durante las lecturas que preceden al Evangelio, con su salmo responsorial; durante la homilía, y mientras se hace la preparación de los dones en el ofertorio; también, según la oportunidad, a lo largo del sagrado silencio que se observa después de lacomunión; en cambio estarán de rodillas, a no ser que lo impida la estrechez del lugar o la aglomeración de la concurrencia o cualquier otra causa razonable, durante la consagración.
Con todo, pertenece a la Conferencia Episcopal adaptar las posturas corporales descritas para la celebración de la Misa romana, según la índole de cada pueblo. Pero siempre se habrá de procurar que haya una correspondencia adecuada con el sentido e índole de cada parte de la celebración.
22. Bajo el vocablo “posturas corporales” se comprenden también algunas acciones; por ejemplo, cuando el sacerdote se acerca al altar, cuando se ofrecen los dones, cuando los fieles se acercan a la comunión. Conviene que todo esto se haga en forma decorosa, mientras se cantan los textos correspondientes según las, normas establecidas en cada caso.
El silencio
23. También como parte de la celebración ha de guardarse en su tiempo silencio sagrado. La naturaleza de este silencio depende del momento en que se observa durante la Misa; por ejemplo, en el acto penitencial y después de una invitación a orar, los presentes se concentran en sí mismos: al terminarse la lectura o la homilía, reflexionan brevemente sobre lo que han oído; después de la comunión alaban a Dios en su corazón y oran."

Ordinario de la Misa
Como responderle al Sacerdote.
Cuando pararse, sentarse o arrodillarse.

Ordinario de la misa

Instrucción General del Misal Romano

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada